No son los medios. Es el mensaje.

(Publicado por Yuri Morejon en EL MUNDO, el lunes 2 de noviembre de 2009)

Le costó unos meses, pero ya ha encontrado su sitio. No es que le resulte cómodo, pero ya le está sacando partido a su papel de oposición. En tan sólo unas semanas el PNV ha pasado de limitarse a denunciar con insistencia la “incapacidad” e “improvisación” del Gobierno de Patxi López, a retomar la iniciativa abanderando el denominado “blindaje” del Concierto Económico, apoyando al presidente Zapatero para la aprobación de los Presupuestos Generales, y acordando con el PSE el pacto de sostenibilidad para las instituciones vascas. O dicho de otro modo, ha pasado del acoso y derribo… a la construcción de país. El salto es considerable.

patxi-lopez¿O se trata sólo de un cambio de imagen? Lo cierto es que el PNV empieza a tener clara su estrategia para recuperar la Lehendakaritza en 2013. De una parte, reactivar las preguntas e iniciativas en el Parlamento de Vitoria para poner un cerco a la labor del Gobierno de López. Por otro, reforzar su perfil pactista y proyectar ante la sociedad la imagen de un PNV con iniciativa, liderazgo y, sobre todo, capacidad de gobierno. Los acontecimientos del último mes son buena muestra de ello. El objetivo, mientras desvían el debate hacia otro campo o mantienen al Ejecutivo socialista afanado en defender su gestión en la Cámara de Vitoria, es proyectar ante la ciudadanía la percepción de que quien está haciendo país es el PNV y no el Gobierno de López.

Parece claro, por tanto, que los jeltzales no han renunciado a ejercer el liderazgo del que efectivamente es el partido más votado. Sin la cabeza visible de un líder que protagonice las críticas y la alternativa a Patxi López, en Sabin Etxea se muestran convencidos de que su mejor oposición pasa por liderar el país desde las 3 diputaciones que gobiernan, el grupo mayoritario del Parlamento vasco y los ayuntamientos, donde 6 de cada 10 alcaldes son peneuvistas. Ahora, también con su voto decisivo en el Congreso de los Diputados. Todo ello con dos metas: no ceder protagonismo al PSE y mantener la centralidad de la política vasca.

Pero ¿está teniendo efecto esta labor de zapa y cerco al Gobierno de López? ¿Es suficiente con “la política” para desgastar a un Gobierno? Todo indica que el PNV ha sabido entender aquella máxima de “no basta con hacerlo bien, hay que saber comunicarlo” para complementar su estrategia con el apoyo de un renacido grupo de comunicación. Todo encaja. Bajo la táctica futbolística del “tu acosa, que yo marco”, ambos ganan. El PNV convirtiéndose en solución y garantía ante la crisis con la proyección de una imagen institucional y responsable que busca a ese electorado fronterizo con el PSE. El diario, que ante la llegada de López a Ajuria Enea puede permitirse un endurecimiento de la línea editorial, ganando, consolidando y, sobre todo, aglutinando al disperso electorado nacionalista.

Por esta razón las líneas de crítica y ataque se han venido centrando en los dos pilares del “cambio” en Euskadi. La propia figura del lehendakari, Patxi López, y la nueva dirección de EiTB.  Consiguiendo en este sentido condicionar la agenda y el discurso de ambos. Que no es poco.

Y es aquí cuando se tendrían que haber encendido las alarmas en el Gobierno de López. El fin de semana pasado, con motivo del XXX Aniversario del Estatuto de Autonomía, el lehendakari aseguró que nuestro autogobierno “garantiza el derecho a decidir”. Expresión acuñada por el abertzalismo y capitalizada por el PNV, que es ajena a López y cuya mención por su parte puede dar pie a un debate que en nada le conviene.

El lehendakari parece instalado en su discurso, quizá ya algo manido, del “nuevo tiempo” y de la “normalidad” en Euskadi tras el cambio de gobierno en Ajuria Enea. La situación económica y las prioridades del país no han terminado de perfilar un mensaje que debería estar orientado más a los resultados de su gestión, a la demostración de eficacia de su Gobierno, que a la de anunciar soluciones.

Es precisamente éste el nicho que está aprovechando el PNV. Muy presente en Internet y en las Redes Sociales gracias a una enlazada red de activos e influyentes blogueros -entre los que también se encuentran los dirigentes Erkoreka, Anasagasti o el propio Urkullu- los jeltzales parecen recobrar el vuelo.

El peligro para López vendrá si todos ellos son capaces de generar y extender la opinión de que la legislatura del PSE es sólo un pequeño paréntesis y que, en realidad, lo del PNV ha sido un paso atrás para tomar impulso hacia delante. Hoy, la amenaza de López no son los medios. Es el mensaje.

Yuri Morejon es asesor de comunicación y director de Yescom Consulting

comentarios

Deja un comentario

Yuri Morejon logo
  • Asesoramiento en comunicación

  • Contacta

    • Bilbao: (+34) 94 640 07 92
    • Madrid: (+34) 91 181 97 00
    • Nueva York: (+1) 914 374 6498
    • contactar@yurimorejon.com